Con esta mezcla elimina el sarro de tus dientes en minutos. Todos amarán tu sonrisa


El sarro es uno de los problemas más comunes en la dentadura. Muchas veces a pesar de cepillarnos bien y usar hilo dental, quedan en la boca residuos de alimentos que se suman con la saliva y desarrollan ese molesto depósito, también llamado placa bacteriana, que igual puede formarse en el borde de las encías y debajo de ellas, e irritar los tejidos cercanos. Si el mal es crónico, lo ideal es visitar al dentista para removerlo. Pero también hay remedios caseros que ayudan a reducirlo.

Hoy te compartiremos algunos, para que los pongas en práctica y tengas una sonrisa hermosa y sana. Los ingredientes son fáciles de conseguir, y sólo te llevará un par de minutos preparar el remedio de tu elección:

1.- Enjuague bucal de anís y limón



No puede faltar en tu rutina dental, pues ayuda a reducir las bacterias considerablemente. La mejor forma de hacer uno natural es mezclar en un vaso de agua varias gotas de anís y jugo de limón con aceite de menta. Enjuágate la boca con ella, dos o tres veces cada día, y verás resultados en pocas semanas.

2.- Enjuague bucal de menta y romero


Hierve dos tazas de agua y luego agrega una taza de menta fresca y media taza de romero. Deja que la mezcla repose por 15 minutos y que enfríe, entonces fíltrala y empléala como enjuague. 

3.- Mezcla de aceite de coco y Stevia


Revuelve bien siete cucharadas de bicarbonato de sodio, 30 gotas del aceite esencial de tu preferencia, siete cucharadas de aceite de coco y una cucharadita y media de Stevia. Tendrás una mezcla que deberás usar para cepillarte los dientes en lugar de tu pasta habitual. 

4.- Aceite de coco sencillo


En ayunas toma cuatro o cinco cucharadas de aceite de coco y agítalas en tu boca. Eso elimina muchísimas bacterias. Realiza este proceso por cinco minutos y enjuaga bien. Este remedio también te ayudará a blanquear los dientes y a mejorar el olor de tu aliento. 

5.- Semillas de sésamo


Puedes conseguirlas en el súper o en una tienda donde vendan semillas naturales y especias. El truco está en tomar un puñado y masticarlo por dos minuto. No las tragues, escúpelas y talla bien los dientes con cepillo. Finalmente enjuágate bien, y listo. Tu dentadura estará más limpia. 

Cualquiera de estos remedios debes aplicarlo diariamente. En un período de cuatro a seis semanas verás que tu sonrisa resplandece y el sarro disminuye. 

Recuerda que los dientes son nuestra carta de presentación; cuídalos como es debido. Lávalos por lo menos dos veces al día y usa hilo dental. Visita al dentista una o dos veces al año, para que revise que todo marcha bien.
Recomendados
Recomendados