Murió a los 6 años de forma misteriosa. 3 meses después su madre encuentra esto y se suicida


No hay duda que para muchas personas lo más hermoso que les ha pasado en su vida es ser padres, e incluso jamás pensaron que podrían amar tanto a alguien, solo hasta que un angelito llegó a sus vidas, los pequeñitos son capaces de despertar lo mejor de cada quien. Pero el dolor más grande que una persona puede sufrir es el de ver sufrir a un hijo, o peor aún, saber que va a morir y que no existe algo que puedas hacer para salvarlo, perder a esa persona que quieres más que a ti mismo ha de ser desgarrador, y justo eso fue lo que pasaron los padres de Elena Desserich.


Elena era la mayor de las dos hijas de la familia Desserich, sin embargo aún era muy pequeña, un adorable angelito de tan solo 6 años de edad, y como cualquier personita de su edad, disfrutaba jugar con sus amigos, vestirse de princesa y dibujar. 


De repente la pequeña Elena empezó a sentirse mal, tenía dolor de cabeza y se sentía tan débil y cansada que ya ni siquiera quería jugar, entonces sus padres, preocupados por ella, la llevaron de inmediato con el médico, después de días de dolorosos análisis, el diagnóstico llegó, la pareja no podía creerlo, su angelito tenía cáncer cerebral.


Desafortunadamente la enfermedad no pudo ser diagnosticada a tiempo, pues esta avanzó rápidamente de forma agresiva y la mayoría de los síntomas que Elena presentaba eran muy parecidos a los de algunos virus comunes. 


El cáncer que Elena sufría era agresivo y crecía rápidamente, al poco tiempo la salud de la pequeña había empeorado tanto que no podía hablar, ni siquiera podía comer bien, por esta razón ella empezó a comunicarse a través de notas, mientras sus padres intentaban contener el llanto cuando estaban con ella, querían hacerla feliz a cada momento y le escondían la verdad sobre su destino para que no tuviera miedo ni estuviera triste, pues desafortunadamente los médicos habían confirmado algo terrible, no podían salvarle la vida a Elena y su situación era tan grave que tan solo le daban tres meses de vida.


Entonces el tan temido día llegó, en agosto del 2007 Elena perdió su batalla contra el cáncer, sus padres y su hermanita estaban destrozados, sin embargo encontrarían que aún después de la muerte la pequeña encontraría la forma de hacerles saber cuánto los amaba.

Tan solo tres días después de la muerte de Elena, su madre se encontraba acomodando ropa en los cajones cuando de repente algo llamó su atención, era un pequeño trozo de papel revuelto entre los calcetines, así que con curiosidad lo tomó y lo abrió, pero al hacerlo su corazón casi se detuvo, la hoja era un mensaje escrito por Elena, donde decía lo mucho que los amaba.


De ahí en adelante, durante meses los mensajes seguían apareciendo, Elena había escrito cientos de ellos con dibujos y los había escondido por todos los rincones de la casa,  los encontraban al sacar un plato, al mover libros o al limpiar el auto, de repente ordenar el lugar era algo increíble, pues siempre tenían la esperanza de encontrar un nuevo mensaje.


Los mensajes decían cosas como “Los amo mamá y papá” o eran consejos para su hermanita adornados con lindos corazones.


Al encontrar cada nota se sentían tristes al recordar que ella ya no estaba viva, pero atesoraban mucho sus mensajes. Finalmente los padres de Elena, no solo guardaron los trozos de papel, también se les ocurrió una increíble idea, crearon un libro en el que relataban la historia de Elena y lo llenaron con todos los mensajes que habían encontrado, esta hermosa obra literaria fue titulada “Notes Left Behind” (Notas Dejadas Atrás), lo mejor es que todas las ganancias de la venta de este libro serán donaciones para apoyar la lucha contra el cáncer, ya que los padres de Elena conocen muy bien el dolor que esta terrible enfermedad puede causar y desean ayudar a que más familias puedan permanecer unidas. 


En el siguiente video (en inglés) puedes conocer más sobre esta emotiva historia:

Si no puedes ver el VIDEO da click AQUÍ:



Desgraciadamente, la continuidad de está historia es sumamente terrible, pues se sabe que a los 9 meses de haber encontrado los dibujos y las cartas, la madre de Elena entró en una profunda depresión que terminó por acabar con su matrimonio. Al verla tan inestable, su hija y su esposo la abandonaron para nunca más volverla a ver. Diez días después de eso se quitó la vida tomando una cantidad terrible de medicamentos controlados. Lo lamentamos mucho, pero al final, esta historia no tiene un final feliz.  
Recomendados
Recomendados